Tras una alianza entre Geocycle y la Asociación Ecológica de Municipios de Santa Ana – ASEMUSA-, se ha instalado la primera Estación de Separación de Desechos Municipales, que permite aprovechar los residuos provenientes de 16 municipios, transformándolos en energía

Contribuyendo a crear un mundo más limpio, sostenible y reforzando su compromiso con la economía circular, Holcim El Salvador, a través de su marca filial Geocycle, inauguró la primera estación para la separación de desechos sólidos municipales en el país. Esta planta clasificará diariamente alrededor de 400 toneladas de basura que se generan en 16 municipios que entregan sus desechos en el relleno sanitario de ASEMUSA, siendo estos Santa Ana, Chalchuapa, Metapán, El Congo, San Sebastián Salitrillo, El Porvenir, Masahuat, Texistepeque, Santiago de la Frontera, San Antonio Pajonal, Candelaria de la Frontera y Santa Rosa Guachipilín, que son los municipios asociados a ASEMUSA; más los municipios de El Congo, El Refugio, Ciudad Arce y Nueva Concepción de Chalatenango.

“Con el funcionamiento de esta primera estación de separación de desechos municipales estamos avanzando en nuestro compromiso con la sostenibilidad al aprovechar el valor energético y mineral de los desechos en nuestra  producción de cemento y contribuyendo a la generación de un medio ambiente más limpio” expresó Rodrigo Gallardo, director CEO de Holcim El Salvador quien también resaltó el avance de esta compañía para convertirse en una empresa con cero emisiones netas (Net Zero) a nivel mundial, siendo El Salvador un país cada vez más activo en este esfuerzo.

Geocycle inició operaciones en El Salvador hace 15 años; desde entonces ha dado tratamiento a más de 217 mil toneladas de desechos sólidos y líquidos provenientes de las industrias farmacéutica, automovilística, química, textil, manufacturera, plásticos, petróleo, papel, entre otros a las que ahora se suma los desechos municipales, evitando que sean depositados en rellenos sanitarios, botaderos, ríos y océanos. 

La instalación y puesta en marcha de esta planta separadora de desechos en este departamento del occidente del país ha sido posible gracias al trabajo articulado de Geocycle y Holcim El Salvador con las municipalidades, a través de la Asociación Ecológica de los Municipios de Santa Ana (ASEMUSA), que por años han buscado una solución para la disposición final de los desechos sólidos en sus localidades. La inversión que sobrepasa $1 millón de dólares permitirá prolongar la vida útil del relleno sanitario de la zona y reducir significativamente el impacto ambiental al evitar emisiones de CO₂. 

 “Estamos entregando una solución integral al problema de los residuos. En esta planta se recibirán los desechos antes de llegar al relleno sanitario para separar plásticos, empaques y otro tipo de materiales que pueden ser aprovechados para la generación de energía”, detalló Jorge Peña, Gerente General de Geocycle. “Estamos reciclando lo que no se puede reciclar”, agregó.

Además del trabajo con municipalidades como las asociadas en ASEMUSA, Geocycle gestiona replicar esta experiencia en otras localidades a nivel nacional y con empresas del sector privado que comparten la visión de avanzar en la construcción de un mundo más verde y circular. 

Deja un comentario