Esta tarde el tribunal de Sentencia de San Salvador condeno a un sujeto por el delito de extorsión a pasar recluido 11 años dentro de una prisión.

El 7 de diciembre de 2021, en el municipio de Ayutuxtepeque, en San Salvador, Henry Geovany Iraheta fue detenido cuando recogía dinero, producto de una extorsión a un comerciante, a quien los pandilleros de la zona le llamaban para solicitarle una entrega de 3 mil dólares. La víctima por temor a las amenazas de muerte interpuso denuncia.

El Tribunal 1° de Sentencia de San Salvador realizó la vista pública por los hechos anteriores y tras las pruebas presentadas por la Fiscalía General de la República, fue declarado culpable de extorsión agravada y fue sentenciado a 11 años de prisión.

Deja un comentario