Por publicar datos personales de terceros sin autorización en la red social Twitter y tener un lucro de esto, fueron acusadas ocho personas la tarde de este lunes en el Juzgado Especializado de Instrucción A de San Salvador, según información de la Fiscalía General de la República (FGR). Esta supuesta estructura imputada por los fiscales está ligada al tuitero conocido como «El Comisionado» y habría cobrado por publicaciones, según las indagaciones.

La Fiscalía acusó a Eric Ricardo Zelaya Ramos, presidente de la Caja de Crédito de Colón; Alex David Hernández Buendía, quien era el gerente financiero de la Caja de Crédito; Josué Isaías Carpaño Carrillo, el auditor de la entidad financiera; Luis Alberto Celis Méndez, Josseline Raquel Hernández Hernández, y David Ernesto Reyes Leiva. Además de Luis Alexander Rivas Samayoa, conocido en redes sociales como «El Comisionado».

«Se está presentando la imposición de medidas contra ocho sujetos, seis presentes, uno a intimar y uno ausente a quienes se les atribuye los delitos de utilización de datos personales, el delito de revelación indebida de datos e información de carácter personal».
Fiscal del caso en un vídeo a través de Twitter.

Según la acusación, las personas son parte de un grupo que, desde septiembre del 2021 hasta mayo del 2022, se dedicó a publicar información personal y privada de figuras públicas, y que de la cual obtenían «lucro patrimonial».

La FGR señala al presidente de la Caja de Crédito de Colón, Eric Zelaya, de ser el financista y «actor intelectual» para que se realizarán las publicaciones difamatorias. Y que de octubre del 2021 a abril del 2022 planificaron una campaña para revelar datos e información personal de las víctimas, por las cuáles recibieron $6,000. Hasta el momento, los fiscales no han revelado quienes son las víctimas del caso.

«Eric Zelaya, presidente de la Caja de Crédito de Colón y considerado autor intelectual de los hechos, entregó dinero para que se realizarán publicaciones calumniosas a través de la cuenta de Twitter conocida como ‘El Comisionado».
Fiscal del caso

Las investigaciones de la Fiscalía apuntan a que algunas publicaciones que revelaban datos se hicieron desde la Caja de Crédito de Colón. «Se da y se publicaban desde los equipos de ese lugar algunos datos informáticos», afirmó la fiscal del caso.

Seis de los imputados fueron capturados el viernes pasado en la madrugada y posteriormente, la Fiscalía hizo un allanamiento en la entidad financiera.

El caso “El Comisionado”

El tuitero Luis Rivas fue detenido el pasado 21 de agosto, supuestamente luego de cuestionar en Twitter el uso del batallón presidencial como seguridad privada de parte de la familia del presidente de la República, en la playa. Rivas es un crítico de la administración Bukele y desde su detención, familiares y amigos han pedido su liberación.

La acusación contra «El Comisionado» fue presentada el pasado 2 de septiembre, y según se lee en el auto, se habría violentado la detención administrativa, a pesar que la Fiscalía haya argumentado la vigencia del régimen de excepción.El 5 de septiembre, el Juzgado Segundo de Paz de San Salvador ordenó seguir el proceso penal, por el delito de desacato, en libertad contra de Luis Alexander Rivas Samayoa, conocido en redes sociales como “El Comisionado”, pero luego del pago de una fianza de $10,000.

Según los argumentos de la Fiscalía, por escrito, el acusado dañó el honor del “funcionario y la familia”, entendiéndose del presidente de la República, tras constituir ataques a la moralidad desde mensajes en Twitter.

Sin embargo, tras la resolución de el juzgado, ese mismo día, la Fiscalía le leyó una segunda orden de captura por el delito revelación indebida de datos o información de carácter personal.

Una investigación del periódico digital El Faro reveló que Luis Rivas estaba detenido en la División de la Policía Técnica y Científica donde dijo a un periodista de ese medio: “Quieren que me haga cargo de una supuesta red. Quieren que les diga quién me paga, quíen me financia, con quién me coordino (para tuitear). Pero como no tengo nada de eso, no han encontrado nada. Tienen mi celular, lo están inspeccionando desde que me trajeron, pero no han encontrado nada. Me están acusado de desacato, pero dicen que no estoy colaborando, pero ¿por qué voy a aceptar que soy de una red cuando eso no es cierto?”, dijo Rivas a El Faro.

Deja un comentario