El actual procurador para la Defensa de los Derechos Humanos, Apolonio Tobar, presentó a la Asamblea legislativa su postulación a la reelección este lunes, el último día para presentar candidaturas al cargo.

Tobar, quien finaliza su periodo el 15 de octubre de 2022, llegó acompañado de sus procuradores adjuntos y auxiliares, entre ellos Tito Zelada, exinspector de la Policía Nacional Civil (PNC) en el gobierno del FMLN.

Las candidaturas a la PDDH serán analizadas en la Comisión Política.

El procurador sostuvo que el trabajo de la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH) ha sido relevante “en un contexto inédito desde que surgió”.

Estamos convencidos que hemos realizado un trabajo con dignidad desde que asumí el cargo. Hemos posicionado a la PDDH a nivel internacional en un lugar que no tenía, hemos generado la confianza en los diferentes organismos de derechos humanos sobre el trabajo que se ha desarrollado”. –Apolonio Tobar, procurador para la defensa de los derechos humanos.

De acuerdo al funcionario, el problema principal de la PDDH “es la falta de respuesta oportuna” a las víctimas de afectación a derechos humanos porque «se prestaba a aspectos políticos partidarios» hasta teniendo papel de «oposición a los gobiernos de turno». Agregó que diseñaron un sistema distinto “a partir del 16 de octubre de este año”, fecha en la que inicia el nuevo periodo del titular de la PDDH.

Y eso pasa porque históricamente la Procuraduría ha sido más una instancia que se prestaba a aspectos políticos partidarios, incluso en momentos hasta tener papeles como de oposición a los gobiernos en turno. Y estamos rompiendo ese esquema”.

Defiende gestión en régimen de excepción

La gestión de Apolonio Tobar ha sido criticada por organizaciones de sociedad civil que señalan un cambio en la postura del procurador por las denuncias de violaciones a derechos humanos en el marco de la cuarentena por covid-19 y por las denuncias de violaciones a derechos en el régimen de excepción.

Muchos me preguntan ahora ¿procurador y por qué no se ha resuelto ninguno de los expedientes que se han abierto durante el régimen de excepción? Porque la estructura burocrática de la institución no lo ha permitido”.

–Apolonio Tobar, procurador para la Defensa de los Derechos Humanos.

Expresó que en el informe por la tercera prórroga al régimen de excepción recibieron más de 3,100 denuncias.

“Como siempre, el hecho que más se denuncia ha sido el de detenciones arbitrarias. ¿qué estamos haciendo nosotros? Investigando. A nosotros como institución, a diferencia de cualquier persona, de cualquier organización, lo que nos corresponde es investigar”, enfatizó.

Según Tobar, tienen que agotar las instancias que establece el reglamento de protección de derechos humanos y que al terminar el proceso “tendremos la capacidad para decir su hubo la afectación o no que se menciona”, expuso.

Incluso, calificó como “lógico” la gran cantidad de denuncias por los tipos de derechos suspendidos con el régimen de excepción.

Deja un comentario