3 diciembre, 2020

Tormenta Eta causa inundaciones en el sur de Florida

La tormenta tropical Eta dejó inundaciones este lunes en el sur del estado de Florida luego de tocar tierra la noche del domingo, tras azotar Cuba y haber dejado destrucción y más de 250 muertes y desapariciones en Centroamérica y el sur de México.

Eta azotó -inicialmente como huracán- Nicaragua, Guatemala y Honduras, ocasionando inundaciones y deslaves.

Pero al tocar los Cayos de Florida, en el extremo sur del estado, Eta se debilitó y no se espera que vuelva a fortalecerse, informó el Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos, que rebajó las advertencias iniciales sobre el ciclón.

A 1 de la tarde del lunes, Eta ya se adentraba en el Golfo de México con vientos de 85 kilómetros por hora, aunque en su zigzagueante ruta se espera que dé un giro hacia el noreste y golpee Florida por segunda vez en el norte o centro del estado el fin de semana.

En imágenes difundidas por redes sociales pueden verse canales desbordados y coches varados en calles inundadas, sobre todo en el distrito financiero de Brickell, en el centro de Miami, y en las ciudades de Fort Lauderdale y Lauderhill.

El alcalde de Miami, Francis Suárez, reportó inundaciones de 2,2 pies (67 cm), mientras el Servicio Climatológico Nacional (NWS) informó que algunas áreas recibieron hasta 16 pulgadas (40 cm) de lluvia.

Eta llegó a territorio estadounidense a las 11 de la noche locales del domingo por Lower Matecumbe Key, en los Cayos de Florida, según el CNH. Era entonces una «intensa tormenta tropical» con vientos de 100 km/h, pero no se reintensificó a huracán como se esperaba.

El gobernador de Florida, Ron De Santis, había declarado el estado de emergencia en el sur del estado el sábado por la tarde, en momentos en que los residentes celebraban o protestaban bajo la lluvia los resultados que dieron la victoria al demócrata Joe Biden en las elecciones presidenciales.

Antes de que Eta tocara tierra en Florida, el Instituto de Meteorología (Insmet) de Cuba informó que la tormenta había dejado la isla en la mañana del domingo sin haber causado víctimas y tras atravesarla de sur a norte con vientos máximos sostenidos de 95 kilómetros por hora y rachas más fuertes.

A lo largo del domingo se reportaron fuertes lluvias en la mitad este de Cuba. Unas 74.000 personas habían sido evacuadas a lugares seguros, 8.000 de ellas a albergues dispuestos por las autoridades.

Desastre en Centroamérica y el sur de México

El país más afectado fue Guatemala, donde su paso se saldó con al menos 150 muertos o desaparecidos. Socorristas y militares buscaban desde el sábado los cuerpos de los habitantes de una aldea indígena al norte del país que quedó bajo el lodo tras un deslave.

El domingo, al menos una persona murió cuando se accidentó en la capital de Guatemala una avioneta que llevaba ayuda humanitaria a poblaciones afectadas por el devastador paso de Eta, informó Aeronáutica Civil.

En Honduras, las fuertes inundaciones en el norte y noroeste del territorio dejaron 57 muertos, según las autoridades.

En México, en el estado meridional de Chiapas, las lluvias torrenciales causaron al menos 22 muertos, y otros cinco en el vecino Tabasco.

Además, se registraron 17 muertos en Panamá, dos en Nicaragua, dos en Costa Rica, uno en El Salvador, aunque las autoridades continuaban las búsquedas.

Por: Irvin Pineda.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: