3 diciembre, 2021

Defensoría del Consumidor detecta alzas de hasta $816 previo al Black Friday

La Defensoría del Consumidor alertó hoy de incrementos de hasta $816 previo al Black Friday (viernes negro), que se realizará mañana 26 de noviembre.

El Black Friday es una tradición estadounidense creada en 1960 en la que los comercios buscan liquidar el inventario para abrir espacio a la nueva mercadería para Navidad. Se celebra el último viernes de noviembre, después del Día de Acción de Gracias, y en El Salvador se adoptó desde 2009.

En el marco de esta jornada comercial, la institución realizó entre septiembre y noviembre seis sondeos de 1,527 precios de 538 productos entre muebles, electrodomésticos y aparatos electrónicos en 35 establecimientos a nivel nacional.

El levantamiento de información se inicia meses previos al Black Friday para darle seguimiento a los precios y determinar si los establecimientos incurren en publicidad engañosa de subir los valores previo a la festividad comercial.

Ricardo Salazar, presidente de la institución, indicó que el sondeo compara el precio final del consumidor, incluyendo el Impuesto al Valor Agregado (IVA), contra el mínimo de todos los registros previos.

En esa investigación se encontró que en el 31 % de los productos hubo un incremento de precios por arriba del mínimo del último trimestre, en el 67 % se mantuvieron igual y en el 2 % se observaron bajas.

Salazar señaló que los televisores inteligentes de 65 pulgadas son los productos con más incremento en su precio en hasta $816, mientras que las refrigeradoras registran disminuciones de hasta $261 en relación al precio más bajo del período analizado.

El funcionario detalló que en el establecimiento comercial en San Miguel Centro, el producto con más incremento de precio referente a un televisor marca Sony 4K, de 65 pulgadas, que pasó de costar $1,999 en septiembre a tener un valor esta semana en $2,015.

Por el lado de las bajas, según el sondeo de la institución, en un almacén, también de San Miguel, se encontró el producto que más ha bajado de costo en hasta $261 al pasar de costar $1,300 en septiembre a clocarse esta semana a $1,039.

Salazar señaló que este jueves se notificó a los proveedores de productos que se investigará el alza de precios y se les ha solicitado las cotizaciones para determinar si es publicidad engañosa, que es penalizada con una multa de hasta 200 salarios mínimos.

Enfatizó que no hay regulación para estos productos y es libertad del comercio la variación de precio.

«Esto evidencia, en algunos casos, la falta de responsabilidad de algunos comercios en tanto que esta libertad comercial que tiene debe ser debidamente utilizada. La Ley de Protección al Consumidor, a partir de lo que nos permite actuar, estaremos muy pendientes del tipo de publicidad y establecer algún nivel de responsabilidad».
Ricardo Salazar, Presidente de la Defensoría del Consumidor.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: